Finanzas, Gobierno y Relaciones Internacionales

21 de septiembre de 2020

Caso Epstein: prestigio, suicidio y política

Sin duda, el caso Epstein ha conmocionado a los Estados Unidos. Jeffrey Epstein fue un financiero estadounidense, quien trabajo en el banco de inversión Bear Stearns, lugar en el que llegó a convertirse en socio de la firma, lo cual le dio acceso a los contactos de la élite política: el presidente Donald Trump. Entre las conductas más reprochables de Epstein se encuentra el tráfico de menores. Además, pagó a diversas víctimas para que hicieran caso omiso del daño físico y emocional que él les había propinado. De esta forma, Epstein pasó de ser un reconocido empresario a un agresor sexual quien el 10 de agosto de 2019 decidió dar fin a su vergüenza. Ahora bien, merece la pena resaltar que su posición política era demócrata. Sin embargo, era amigo de Donald Trump, quien en 2002 afirmaba para el New York Magazine: "es un tipo increíble; se dice que le gustan las mujeres todavía más que a mí, sobre todo tirando a jóvenes".

Por: Sarah Téllez Barbosa

Sin duda, el caso Epstein ha conmocionado a los Estados Unidos. Jeffrey Epstein fue un financiero estadounidense, quien trabajo en el banco de inversión Bear Stearns, lugar en el que llegó a convertirse en socio de la firma, lo cual le dio acceso a los contactos de la élite política: el presidente Donald Trump. Entre las conductas más reprochables de Epstein se encuentra el tráfico de menores. Además, pagó a diversas víctimas para que hicieran caso omiso del daño físico y emocional que él les había propinado. De esta forma, Epstein pasó de ser un reconocido empresario a un agresor sexual quien el 10 de agosto de 2019 decidió dar fin a su vergüenza. Ahora bien, merece la pena resaltar que su posición política era demócrata. Sin embargo, era amigo de Donald Trump, quien en 2002 afirmaba para el New York Magazine: es un tipo increíble; se dice que le gustan las mujeres todavía más que a mí, sobre todo tirando a jóvenes“.

El suicidio, la solución más conveniente para Epstein

Epstein fue hallado muerto en su celda de prisión de Manhattan el sábado 10 de agosto de 2019, se encontraba tendido en el piso, con una sábana atada al cuello que colgaba de una litera de la celda. Luego de realizar el análisis efectuado por los forenses, los resultados oficiales de la autopsia confirmaron que la causa de su muerte fue suicidio por ahorcamiento, así lo comunicó el diario El País

Manhattan es un distrito del estado Nueva York. Desde las elecciones de 1988 Nueva York ha inclinado su posición política hacia los azules, conocidos como demócratas. Es por esta razón que su actual alcalde Bill de Blasio sea de este partido político. En el ámbito religioso, Nueva York es el quinto Estado más creyente de Estados Unidos, en su mayoría practicantes del catolicismo, según National Geographic. Probablemente, esta última haya sido una de las razones por las cuales Epstein se suicidó, ya que para un Estado creyente como New York le resulta abominable un agresor sexual como este, entonces, sabía que sus posibilidades no eran muchas.

Se podría deducir que, dado el desprestigio y la soledad, para Epstein la manera en que cambiaría su destino era el suicidio. Epstein se convirtió en Harry, ese lobo estepario del que habla Hermann Hesse, porque comprendió que no se estaba rindiendo frente la vida sino ante la muerte; estaba dispuesto a eliminarse y entregarse para volver al inicio. Por lo tanto, para Jeffrey Epstein el suicidio se convirtió en la manera de hallar libertad frente a sus ataduras.

La doble moral implícita en los dirigentes políticos

Llama la atención que para junio de 2019 el actual presidente de los Estados Unidos cambia su postura, con afirmaciones tales como: no era fanático de Jeffrey Epstein” como lo afirmó para la BBC. Dado que, para Trump no es favorable ser vinculado con un agresor sexual, porque en estos momentos Estados Unidos está próximo a contiendas electorales.

En efecto, Trump decidió cambiar su postura frente a Epstein, ya que si una figura política apoya el suicidio, esto significaría un suicidio político para él mismo. Estados Unidos es un país ortodoxo, en el que el 70.6% de su población es creyente, según el Pew Research Center. Por lo tanto, el suicidio lo consideran como algo amoral, es aquello que va en contra del principio de la vida, es entregar el alma al enemigo. En consideración a lo anterior, si el mandatario Trump hubiera corroborado su apoyo a Epstein, como consecuencia, ganaría el oprobio de su nación y de su partido político. De esta manera, este es un claro ejemplo de que algunas figuras políticas son doble morales, es decir, se comportan de dos maneras distintas frente a una misma situación, por lo tanto, su verdadera moralidad se basa en sus intereses políticos, en la búsqueda del poder.

En consecuencia, es importante hablar acerca del interés político de Trump para entender su doble moral frente a Epstein. En la actualidad, la coyuntura de Estados Unidos reside en que el 2020 es el año electoral, y para estas elecciones Trump es el candidato por parte del partido republicano y busca ser reelegido. El partido republicano es conservador y su color partidario es el rojo, entre las posturas de los republicanos se encuentra que son opositores frente al aborto, matrimonio homosexual, libertinaje sexual, suicidio, entre otros. Según el promedio de las últimas encuestas efectuadas durante julio sobre las elecciones presidenciales de 2020,  RealClearPolitics se encargó de hacer un promedio de estas entre las cuales se obtuvo que Joe Biden (representante demócrata) tuvo un porcentaje de 50% de los votos frente al 42,4% , de forma que tiene Biden tiene un ventaja sobre Trump de 7.6 puntos porcentuales. Es por esta razón que Trump en estos 3 meses que quedan de su presidencia debe procurar una buena imagen a fin de que sus votos estén seguros. Si las víctimas no tendrán una reparación por el daño causado por Epstein, ¿Hará algo Trump frente a estas con tal de salvar su candidatura?

Recomendados Libre Pensador:

BBC- Jeffrey Epstein: las preguntas sobre la muerte del multimillonario acusado de tráfico de menores 

National Geographic- Religión y turismo se dan de la mano en New York