Hard Brexit: ¿la mejor propuesta?

Por Melisa Barrera Cortés.

16 de diciembre de 2016
Imagen: Getty Images. Tomada de: http://www.independent.co.uk/voices/theresa-may-will-probably-get-a-good-brexit-deal-but-nobody-can-say-so-a7363026.html

El 23 de junio de 2016 en el Reino Unido se celebró un referéndum constitucional, convocado por el anterior primer ministro David Cameron, a través del cual se le dio a los ciudadanos británicos la facultad de decidir si el país debía o no salir de la Unión Europea (UE). Los resultados fueron respectivamente 51,9% a favor y 48,1% en contra.

Los antecedentes de esta decisión residen en cuatro aspectos:

  1. Las tensiones que han existido entre el Reino Unido y la UE a causa de las diferentes perspectivas que tienen sobre el proyecto europeo: mientras para los británicos es únicamente una unión económica, para los miembros de otros países es a su vez una unión política;
  2. El dominante orgullo británico que no le ha permitido al Reino Unido sentirse parte de la Unión Europea, debido a que todavía se considera como un gran imperio que no necesita formar parte de un proyecto global;
  3. La irresponsabilidad por parte de David Cameron al haber convocado un referéndum, con el que le confirió a los británicos, desinformados en su mayoría, una decisión tan compleja como lo es la pertenencia o no a la Unión;
  4. La campañas manipuladoras por parte del partido conservador británico y el político anti-europeo Nigel Farage, líder del UKIP. Lo anterior con el fin de mitigar las acusaciones que había en contra de algunos miembros del tory como Boris Johnson; y en segundo lugar, para incrementar la popularidad del UKIP en el Parlamento Británico.

Las implicaciones político-económicas del Brexit

Días después de haberse celebrado el referéndum se evidenció que existen más consecuencias que beneficios frente al Brexit.

El Reino Unido, en primer lugar, se verá debilitado políticamente, hasta el punto de plantearse su posible desunión ya que Escocia nuevamente está buscando invocar un referéndum que le permita salir del Reino Unido y mantenerse dentro de la UE. En segundo lugar, a los jóvenes británicos se les limitarán sus oportunidades de estudiar y trabajar en el extranjero. En tercer lugar, surgirán tensiones con terceros países debido a que se evidencia la clara oposición por parte del Reino Unido a una idea de proyecto global, el cual busca que más países sean aliados para estabilizar sus políticas y sus economías.

Por otro lado, el Reino Unido perderá en su totalidad el acceso al mercado único europeo: ya no tendrá derecho al libre flujo de personas, capitales, bienes y servicios dentro de la Unión Europea. Frente a lo anterior surgen dos consecuencias: en primer lugar, la caída de alrededor del 10% de la libra esterlina, seguida con el desplome de las acciones británicas en un 30%; y en segundo lugar, el Reino Unido deberá rendirle cuentas a la Organización Mundial del Comercio (OMC) a través del pago de elevados aranceles e impuestos para acceder al mercado de la UE. Por otro lado, se estimó que el PIB caerá el doble respecto al de los demás países miembros de la Unión Europea ya que las importaciones incrementarán respecto a las exportaciones, y la renta de los británicos disminuirá en un 2,6%.

El Hard Brexit

La primer ministra Theresa May propone un Hard Brexit que le permitirá al Reino Unido afrontar las consecuencias tanto políticas como económicas del Brexit. Esto implica oficializar la salida a través de la activación del artículo 50 del Tratado de la Unión Europea, el cual May todavía no ha buscado efectuar sin antes evaluar cada aspecto de la misma.

El Hard Brexit de May es una modalidad agresiva en las negociaciones que se darán en Bruselas entre el Reino Unido y el Consejo Europeo, con el fin de determinar las nuevas condiciones de las relaciones políticas y comerciales. Las postulados de esta propuesta son:

  1. Impulsar el crecimiento económico que se ha visto frenado por la crisis europea y los costosos aportes económicos que cada país miembro de la UE debe realizar como requisito para mantener el mercado único;
  2. Recuperar el control de las fronteras británicas, debido a las excesivas migraciones que han supuestamente perjudicado el mercado laboral en el Reino Unido.

Aun así, el Hard Brexit en lugar de aportar soluciones que le ayuden al Reino Unido a afrontar las implicaciones político-económicas del Brexit, en realidad podría tener graves consecuencias durante las negociaciones ya que hace evidente la postura opositora de Gran Bretaña hacía la tendencia global de crear sistemas de alianzas en aras de su seguridad y desarrollo.

Referencias El Libre Pensador

BBC Mundo – 8 razones por las que ganó el Brexit en el referendo sobre la permanencia de Reino Unido en la Unión Europea.

BBC Mundo – Quién es Theresa May, la “dura y astuta” mujer que asume como nueva primera ministra de Reino Unido.

Beerderberg Magazine – El “Brexit” y los costes de la “No Europa”.

Beerderberg (Revista) – ‘Brexit’ es ‘Brexit’. Pero ¿Qué es el ‘Brexit’?

Bloomerg – Nine Things You Need to Know About a ‘Hard Brexit’

The Guardian – Philip Pullman on the 1,000 causes of Brexit.


Compartir esta noticia


Facebook Twitter Google+

Deja un comentario