Política


¿Bolívar títere o libertador?

De los países americanos, se puede decir que Venezuela ha sido entre los más ejemplares cuando de sentido de pertenencia nacional se va hablar. Como nación, se han ligado a los ideales del libertador, han basado su ideología política a las ideas de Bolívar de tener un continente unido y fuerte, incluso su misma constitución reza que su modelo nacional se fundamenta en el ejemplo que han tomado de Simón Bolívar para ser la república libre que pone su soberanía en el pueblo, han hecho uso de los ideales bolivarianos abanderándose de ellos como su mayor exponente para presentar su país. Sin embargo, a la hora de la verdad, al evaluar la situación de la república Bolivariana y los ideales de sus gobernantes, su nacionalismo y economía terminarán siendo la fiel negación del bolivarianismo. 



La verdad sobre la Jurisdicción Especial para la Paz

Desde los indicios de su creación, la Jurisdicción Especial para la Paz ha sido descrita por varios miembros de la oposición política como la desintitucionalización de Colombia, un ataque directo a la justicia, la bandera de la impunidad o, mejor dicho, como el Senador Iván Duque del Centro Democrático afirmó: “eso que llaman JEP, debería llamarse JEF, Justicia Especial a la medida de las FARC”. No obstante, la realidad de ésta jurisdicción no hace alusión a ninguna afirmación mencionada anteriormente, pues ésta goza de cinco órganos que garantizan la no impunidad y además, funciona bajo dos procedimientos que aseguran la funcionalidad del Sistema Integral de Verdad, Justicia, Reparación y no Repetición especificado en el punto tres del acuerdo final.



Caso Odín Sánchez: ¿secuestro con tinte político?

El pasado 7 de febrero, el ex congresista acusado por corrupción y parapolítica, Odín Sánchez, fue liberado tras nueve meses de secuestro por el ELN. Sánchez afirma haberse entregado voluntariamente al grupo guerrillero como canje para la liberación de su hermano, Patrocinio, que se encontraba en cautiverio. Por otra parte, el gobierno nacional le exigió al grupo guerrillero liberar a Sánchez como condición para iniciar la fase pública del proceso de paz después de siete años de negociaciones previas. Así, la historia del secuestro del ex congresista ha despertado dudas frente a las intenciones políticas que pudo haber de por medio.